Inicio Noticias Opinion Venezuela el país más miserable / Pedro Piñate

Venezuela el país más miserable / Pedro Piñate

167
0

Según el economista Steve Hanke, profesor de economía aplicada de la Universidad John Hopkins en Baltimore, “​la condición humana se encuentra en un amplio espectro entre “miserable” y “feliz”. En la esfera económica, la miseria tiende a derivarse de la alta inflación, los elevados costos de los préstamos y el desempleo. La forma infalible de mitigar esa miseria es a través del crecimiento económico. En igualdad de condiciones, la felicidad tiende a florecer cuando el crecimiento es fuerte, la inflación y las tasas de interés son bajas y los empleos abundan”.

En sus estudios, este abril 2021 demuestra irrefutablemente uno de los tantos “logros” del Castrocomunismo y sus agentes adueñados de Venezuela desde 1999 bajo el nombre de “Socialismo del Siglo XXI” y/o “revolución bolivariana”: “​En el nuevo Índice Anual de Miseria de Hanke, Venezuela ha defendido su corona. Venezuela es el país más miserable del mundo por sexto año consecutivo, gracias a su inflación del 3.713% anual y al 50,3% de desempleo. ¿Quién no sería miserable en ese páramo socialista?​” Para vergüenza y desgracia nacional, Venezuela de primera en la lista de la miseria del mundo, aventaja con creces a Zimbabue, Sudán, Líbano, Surinam, Libia, Argentinas Irán, Angola. Madagascar.”

El índice de miseria modificado Hanke Annual Missery Index – HAMI) es la suma de las tasas de desempleo, inflación y préstamos bancarios, menos la variación porcentual del PIB real per cápita. Las lecturas más altas en los primeros tres elementos son “malas” y hacen que la gente se sienta más miserable. Estos “males” se compensan con un “bien” (crecimiento del PIB real per cápita), que se resta de la suma de los males. Un puntaje HAMI más alto refleja un mayor nivel de miseria. Como los números no mienten, ésta es la miserable aritmética de Venezuela: HAMI = [Desempleo (50,3%) + Inflación (3.713,3%) + Tasa de préstamos bancarios (33,1%)] – Crecimiento del PIB real (−30,9%) = 3.827,6.

Por si fuera poca la miseria y el hambre que hacen estragos entre la población abandonada además sin pruebas ni vacuna a la pandemia de COVID-19, se continúa de espaldas al campo negando la esencial producción de alimentos. Sin poder sembrar, el principal ciclo agrícola de invierno este abril se da ya por perdido, por falta de insumos, agrocrédito, y desesperadamente el gasoil de los tractores. Sobre ello advertimos en El Universal (Contra el hambre y la pobreza, 08/01/2021): “​Comienza 2021 con el agravamiento de la crisis agroalimentaria y humanitaria. La falta de gasoil en el campo y en particular en las zonas de siembra imposibilita todas las labores mecanizadas.”​ Ciertamente del Castrocomunismo y sus agentes es tiempo ya que nos libremos definitivamente, pero la libertad no cae del cielo, hay que lucharla.

Pedro Piñate

 

Lea También: Venezuela tendrá este año la tasa de desempleo más alta de la región

Comenta ahora!