Inicio Animales Ganaderia Sobrevuelo de zamuros avisa a ganaderos venezolanos sobre nuevos robos de reses

Sobrevuelo de zamuros avisa a ganaderos venezolanos sobre nuevos robos de reses

649
0
En Venezuela el robo de ganado a los ganaderos del país se anuncia con el sobrevuelo de los zamuros

Los sujetos que hacen suyo un ganado que no les corresponden arrasan indiscriminadamente con todo a su paso, acabando con toro reproductores y vacas lechera, que estaban en la posibilidad de producir hasta por una década.

En Venezuela el robo de ganado a los ganaderos del país se anuncia con el sobrevuelo de los zamuros, quienes con sus rondas avisan que nuevamente hubo una matanza a la intemperie.

Tal es el caso de José Labrado, quien al dirigirse a su finca en San Silvestres al occidente del estado Barinas, observó el cuero de tres vacas pudriéndose al sol, eran los restos de tres reses que habían robado de su territorio y habían descuartizado en el lugar.

Al ver esta escena es inevitable que el hombre estalle y asegure que con estas acciones es como si los delincuentes les dijeran “estamos matando ganado, ¿y qué?”.

“Me mataron un toro, con una carga genética increíble, que iba a ser tremendo padrote”, comentó Labrador a la AFP.

El robo de reses, las expropiaciones, invasiones y los cada vez más fuertes controles gubernamentales han hecho de la producción de carne y productos derivados del lácteo, una profesión en la que poco quieren incursionar.

Esta historia se repite con José Antonio Espinoza, quien tiene 600 cabezas de ganado en una finca en el estado Barinas, asegura que pese a tener invertido todos los ahorros de su vida en este negocio, no se atreve a brindarle la seguridad que necesitan, “ya no me puedo quedar a dormir en la finca… me da miedo”.

Detalla que en solo un año los delincuentes se han robado cerca de 74 toros, único sustento que tiene para mantener a su familia y negocio en el que han estado incursionados por generaciones.

Los sujetos que hacen suyo un ganado que no les corresponden arrasan indiscriminadamente con todo a su paso, acabando con toro reproductores y vacas lechera, que estaban en la posibilidad de producir hasta por una década.

La carne que extraen los delincuentes de las reses que se han robado a diestra y siniestra a lo largo del país, se distribuye con facilidad en un mercado negro que cada vez tiene mayor fuerza.

Para la Federación Nacional de Ganaderos (Fedenaga), el asedio de los delincuentes, las fuertes políticas del Gobierno, los altos costos de los alimentos y medicinas para el ganado, han hecho que la producción de carne haya caído en casi un 60% del consumo interno.

Tal Cual 

Comenta ahora!