Ganaderos del Zulia se enfrentan sin respuesta oficial al flagelo de la inseguridad

Ganaderos del Zulia se enfrentan sin respuesta oficial al flagelo de la inseguridad

Maracaibo, Edo Zulia .- Los ganaderos de la Sierra de Perijá en el estado Zulia tienen años denunciando  a través de los Medios de Comunicación y de las redes sociales  los diversos  hechos delictivos a los cuales son sometidos constantemente por delincuentes del sector, quienes atacan a propietarios, familiares o empleados de las fincas de esa zona fronteriza de nuestro país, pero muy particularmente sufren agresiones constantes los conductores que transitan la Troncal 6, a la cual han denominado “La Troncal de la muerte”, debido a los altos niveles de peligrosidad y atroces delitos como asesinatos, robos secuestros y extorsiones que se cometen en esa carretera al .

 

Presidente de La Federación Nacional de Ganaderos(Fedenaga), Armando Chacín

Dentro de las fincas o unidades de producción, el robo de ganado  es una constante, particularmente en los  sectores cercanos a las comunidades indígenas. Los sobrevivientes han contado sus tristes realidades, unas con más suertes que otras, pues en ocasiones no solo les roban grandes cantidades de ganado, también  se han enfrentado a las dolorosas escenas de pérdidas humanas. En el año 2018, el presidente de La Federación Nacional de Ganaderos( Fedenaga), Armando Chacín,  denunciaba el robo y  matanza de entre 500 y 700 reses diarias a nivel nacional,  en diciembre de ese mismo año, se conoció mediante denuncias del propietario de la Finca La Esperanza,  el productor José Vera,  que un total de 25 hombres fuertemente armados irrumpieron de forma violenta en su finca ubicada en Machiques, robándose  208 vacas y 15 caballos, pero días después la Federación Nacional de Ganaderos, ofreció un balance de la situación de inseguridad en el sector, anunciando el robo aproximado de Seis mil 500 reses, en el estado Zulia, alarmante cifra que dejaba en números rojos a muchas fincas.

Asimismo,  en noviembre del año pasado, se conoció que en la finca Campo Alegre del Sector El Tukuko, el robo de 69 reses, pero además resultaron asesinadas cinco personas  durante un enfrentamiento ocurrido en el lugar. En esta ocasión el presidente de la  Asociación Ganaderos de Machiques (Gadema), hizo pública la denuncia de que las autoridades policiales no estaban realizando el trabajo de investigación y por lo tanto allí reinaba la impunidad, también denunció  el intento de robo de 300 reses en esa misma zona, destacando que de no haber intervenido la comunidad en apoyo a los productores, se hubiese cometido un robo masivo, pero que gracias a esa actuación, sólo lograron llevarse 39.

 

Presidente de Gadema, Román Romero

Pero esta realidad no ha cambiado en la Sierra de Perijá, porque el  sábado 16 de julio, se conoció a través  del actual Presidente de Gadema, Roman Romero, quien mediante una nota de prensa fijó  posición ante los niveles de inseguridad que enfrentan los productores en la región, motivado a un hecho violento ocurrido el 30 de junio en una finca vía Barranquitas, donde  según lo que manifiesto Romero,  el propietario avisó a través de una nota de voz de WhatsApp, que los delincuentes irrumpieron en el lugar de forma violenta, fuertemente armados y amarraron a los trabajadores y se llevaron 50 reses, resaltando que además la gravedad del asunto radica en que esa finca está ubicada en una zona que solamente tiene dos salidas: una por el lago y la otra por el km. 104, donde hay un Punto de Control. El representante del sector ganadero, además  exige a las autoridades se dediquen a realizar las investigaciones relacionadas con este hecho, ya que para la fecha no había pronunciamiento oficial.

Jorge Núñez, Representante de medios de GADEMA y FEGALAGO

Con relación a este suceso, este medio, realizó  un contacto telefónico con Jorge Núñez, quien  es  Representante de Medios de GADEMA y directivo de la Federación de Ganaderos de la Cuenca del Lago de Maracaibo (FEGALAGO), quien manifestó que son muchos los factores que han venido afectando la producción agrícola y ganadera en los municipios del Occidente del país, particularmente el robo de ganado en los municipios Rosario y Machiques de Perijá, sectores productivos que están siendo fuertemente “golpeados” por la inseguridad desde hace casi una década, que  por ejemplo el año  2.017, fue crítico y que cerró con nefastas consecuencias derivadas del abandono y desidia por parte de los cuerpos de seguridad, que ese año se registraron robos de aproximadamente  5 mil cabezas de ganado, así como el abandono de más de treinta fincas y que en ese sector por ser fronterizo con Colombia, es común el contrabando de ganado sin que haya acciones contundentes por parte de los organismos de seguridad.

 

50 cabezas de ganado fueron sustraídas mediante el uso de la violencia

Núñez afirmó  que el gremio tuvo conocimiento de lo ocurrido con relación a  este último acto delictivo en perjuicio del productor y ganadero de la zona el pasado 30 de junio,  tras ser ofrecida una recompensa por parte del agraviado, a través de sus redes sociales, a quien aportara información acerca  del paradero de las 50 cabezas de ganado que fueron sustraídas mediante el uso de la violencia, donde varios hombres ingresaron fuertemente armados  a la finca en dos camiones identificados, pero que la gravedad de la situación radica en que estos animales fueron sustraídos y trasladados por la única vía terrestre que hay en el sector, es decir pasaron frente al punto de control ubicado en el Km. 104 del Municipio Rosario de Perijá, punto de control administrado por la policía Municipal de la Alcaldía de Villa del Rosario y que además luego de realizar sus propias investigaciones, aparentemente determinaron que esas reses fueron beneficiadas en un  matadero del Municipio Machiques, donde ingresaron de madrugada.  Pidió a las autoridades  investiguen ese grave delito y recalcó  que en tal efecto el robo masivo  de ganado en la zona se incrementó a partir del año 2015 y que guardan  relación con la  demarcación indígena que comienza en el año 2012, entre el Municipio Machiques y más de 70 fincas agropecuarias que hacen vida en la zona que divide la carretera que va vía al Tokuko, donde estas personas son despojadas de sus Unidades de Producción, arrebatándoles la leche y la carne, que debido a la situación económica del país tanto necesitan los venezolanos para su alimentación. Asimismo denunció que  en el año 2017 se registraron robos que ascendían a los 5 mil animales que aparentemente fueron vendidos y sacrificados en mataderos de la zona y de otros municipios, o pasados a Colombia mediante el contrabando.

Lea también: Criabúfalos: recorte del precio de la leche a puerta de corral origina una situación insostenible

Señaló que contra este flagelo no han podido o no se han dedicado a contrarrestarlo  los gobernadores de turno en el estado Zulia, por el contrario se incrementó durante el último periodo de gestión de Arias Cárdenas y que desde entonces no han recibido respuestas positivas en torno al caso, que han transcurrido tres años desde que asumió la Gobernación  Omar Prieto quien tampoco ha hecho su trabajo para contrarrestar el robo de ganado, delito que además ha sido tema en reuniones sin respuestas durante las gestiones de cinco generales, comandantes del Comando Regional Nº.3, así como de la Zona Operativa de Defensa Integral (Zodi) y comandantes de los diferentes Cuerpos de Seguridad de la región, quienes han manifestado que no pueden actuar en contra de las mafias imperantes en la zona, mientras no reciban ordenes de la ciudad capital, motivado que son bandas conformadas en su mayoría por integrantes de las etnias indígenas que hacen vida en ella, quienes actualmente al no percibir beneficios económicos mediante de créditos agropecuarios que fueron otorgados durante la época de bonanza en el país, se han dedicado al robo y contrabando de ganado.

El sector ganadero se ve afectado por la falta de electricidad debido a que se daña la leche, la carne y las medicinas de uso veterinario

Por ultimo puntualizó  que existen otros factores a parte de la inseguridad a los cuales también se enfrentan los ganaderos, impidiendo  el desarrollo agrícola y ganadero,  como lo es la crisis derivada del colapso actual en el  Sistema Eléctrico Nacional, crisis que particularmente ha afectado al estado Zulia, donde sus habitantes  han padecido días enteros sin el servicio, inclusive mucho antes de que ocurriese el  primer apagón nacional. Informó que  en el caso del sector ganadero se ve fuertemente afectado por la falta de electricidad debido a que se daña la leche, la carne y las medicinas de uso veterinario que requieren refrigeración, lo que ha hecho además  que muchos productores de leche actúen de forma improvisada y hayan tenido acudir a queseras artesanales para no perder la mercancía. Detalló  que a todos los problemas anteriores  se les suma la escasez de gasolina, que a su vez genera otros de gran relevancia como el hecho de no poder trasladarse ni ellos ni los trabajadores a sus unidades de producción, no poder transportar los alimentos a las zonas de consumo e impide el uso de maquinarias en el campo.

Una fuente policial, quien pidió no ser identificada,  reveló que en el kilómetro 104 del Municipio Rosario, cuya capital es La Villa del Rosario, efectivamente  está ubicado un punto de control dirigido por una comisión mixta de funcionarios  del Ejército y de la Policía Municipal (Polirosario), pero no hacen su trabajo, que por ser zona fronteriza con Colombia y con el Municipio Concepción, operan diversos grupos delictivos, quienes con el uso de armas largas (fusiles) se han dedicado a someter a los lugareños, y que en ocasiones los policías no actúan en contra de estos  por temor a represalias en perjuicio tanto de ellos como de sus familiares, tal como sucedió con un  funcionario  de la policía regional,  a quien asesinaron a causa de más de   20 disparos en la cabeza, a quien  además le incendiaron su vivienda. Sostuvo que desde hace algunos años, impera la impunidad en la zona, por  ser controlada por comandantes de la guerrilla, de paramilitares colombianos, que son quienes lideran el robo de ganado, que posteriormente es sacado del país mediante el contrabando, en complicidad con integrantes de la etnia indígena Yukpa, cuyo Cacique lo tiene identificado ese cuerpo de seguridad por aparentemente ser un delincuente.

 

Visión Agropecuaria/ Zuleima Falcón

Lea también: Fedenaga: Busca estrategias para establecer precios de la leche

 

 

 

Relacionadas

Producción de palma aceitera cubre el 30% del consumo nacional

Producción de palma aceitera cubre el 30% del consumo…

Caracas-Venezuela .-El presidente de la Federación de Palmicultores de Venezuela, Luis Urbina, informó este lunes que la producción de palma aceitera…
Inameh prevé lluvias en varios estados del país este jueves

Inameh prevé lluvias en varios estados del país este…

Caracas-Venezuela .- El Instituto Nacional de Meteorología e Hidrología (Inameh) pronosticó para este jueves la probabilidad de lluvias en varios estados…
OVF: inflación de marzo se aceleró 3,9% y en el primer trimestre acumuló alza de 7,8%

OVF: inflación de marzo se aceleró 3,9% y en…

CARACAS-Venezuela.- Para el Observatorio Venezolano de Finanzas la inflación anualizada a marzo subió 89% en una evidente aceleración con respecto a…